viernes, 23 de marzo de 2012

ALGUNA VEZ LEÍ SOBRE PENÉLOPE


Penélope tejiendo el tapiz

La espera es una de las artes del amor. Los dioses a veces intentan cerrar los caminos a través de las tierras y los mares, pero la amante espera una señal mientras desteje el tapiz de las urgencias.
No es necesario construir un lecho en el tronco del olivo para sostener la espera. Cuando la paz del mundo asoma en tu mirada no cuentan las borrascas. ¿Qué pueden hacer los días contra el embrujo de la ternura?
La soledad tiende sus puentes más allá de la memoria y llega al verde calmo de tus ojos. Después de naufragar en esos ojos, nada puede el dolor contra tu ausencia.
Miro cómo las velas engullen las distancias y te espero. El silencio lastima un poco mis oídos, pero aún así te espero.
Recuerda, la espera es una de las artes del amor. Cuando se trata de un arte y un amor, todo es posible.
Publicar un comentario

LinkWithin